Histórico Comunicación Social
Boletines
Agencia de Noticias
Monitoreo de Medios
Entrevistas
Galerias
Prensa Extranjera
Prensa Regional
 
 
 
comunicaciónsocial
 
años:
| 2013 | 2012 | 2011 | 2010 | 2009 | 2008 | 2007 | 2006 | 2005 |
 
meses del 2013:
| Diciembre | Noviembre | Octubre | Septiembre | Agosto | Julio | Junio | Mayo | Abril | Marzo | Febrero | Enero |
 
Boletín N°. 2380 Consumo de grasas, frituras, refrescos y jugos azucarados harán ganar a México primer lugar en obesidad

Ante el aumento de la población infantil y juvenil con problemas de obesidad, el diputado Tomás Gloria Requena (PRI), propondrá ante el Pleno que se expida una norma oficial mexicana para obligar a los fabricantes de botanas y refrescos a que incluyan en la etiqueta de sus productos la leyenda: "El consumo en exceso de este producto puede causar obesidad y por consiguiente daños a la salud".

Añadió que datos oficiales señalan que durante los últimos ocho años el consumo de refrescos se incrementó en un 37 por ciento, mientras que la ingesta de frutas y verduras disminuyó en un 29 por ciento.

A estas cifras, dijo, se agrega el hecho de que el 21 por ciento de las personas con ingresos altos y sólo el 9.2 por ciento con ingresos bajos, practican alguna actividad física o deporte; en consecuencia, el índice de sobrepeso en México pasó de 60 por ciento en 1999 a 70 por ciento en 2005.

De estas personas, aseveró el legislador priísta, el 26 por ciento son menores de edad que cursan la educación primaria y el 36 por ciento secundaria. “Lo anterior conforme a datos arrojados por la Encuesta Nacional de Salud emitida por el Instituto Nacional de Salud Publica en 2006”.

Mencionó que mientras en los años noventa los alumnos ingerían poco más de dos mil calorías diarias, en la actualidad supera las tres mil ochocientas y para 2010 serán más de cuatro mil quinientas calorías derivadas de la ingesta de alimentos chatarra y refrescos.

“No obstante y a pesar de que los padres cumplen generalmente con su obligación, los hábitos alimenticios de los menores se ha modificado sensiblemente en las últimas décadas. Se ha generado un mayor consumo de grasas, frituras, refrescos gaseosos y jugos que contienen altos concentrados de azúcar, mismos que inciden en el sobrepeso y obesidad infantil, con los consecuentes trastornos de salud”.

Gloria Requena advirtió que casi la totalidad de los niños obesos en primaria y secundaria presentan pseudoacantosis nidricans, o trastorno de la pigmentación de aparición juvenil, asociado usualmente con sobrepeso y alteraciones endocrinas, principalmente intolerancia a la glucosa (Instituto Nacional de Salud Pública).

Añadió que datos publicados por el investigador Federico Siguero en su texto Obesidad, la epidemia del siglo XXI, en México el 87 por ciento de estos pequeños sufre hipertensión de moderada a severa, 70 por ciento, altos niveles de triglicéridos, y 57 por ciento, altos niveles de colesterol.

“La obesidad es la enfermedad mas frecuente en niños, seguida de la diabetes. El incremento de ambas va en paralelo y mientras no disminuya la primera, tampoco lo hará la segunda. De seguir la tendencia actual, no habrá gobierno alguno al que le alcancen los recursos para tratar a los obesos que desencadenan diabetes, hipertensión o alguna otra complicación”.

Concluyó que los legisladores “tenemos el deber de impulsar acciones de educación y promoción a la salud, que causen un impacto en la sociedad y que se informe sobre los riesgos que implica la ingesta en exceso de determinados productos”.

Con la incorporación de esta leyenda "el consumo en exceso de este producto puede causar obesidad y por consiguiente daños a la salud", se pretende alertar a los consumidores, a los niños en particular en edad escolar y a sus padres, de los efectos que pueden ocasionar el consumo continuo de dichos productos.

Por su parte, el diputado Jorge Quintero Bello, del PAN, dijo que se debe exhortar a la Secretaría de Salud a que realice un estudio para determinar la relación existente entre la ingesta de comida con alto contenido calórico y escaso valor nutricional y su publicidad en los medios masivos de comunicación.

Destacó que recientemente, el Instituto Mexicano del Seguro Social reveló un dato preocupante y que prende los focos rojos de todas las instancias encargadas de proteger el desarrollo y el nivel de salud pública en nuestro país. De seguir con la misma tendencia, México podría convertirse en 10 años en el país con el mayor sobrepeso en el mundo.

Afirmó que actualmente, la Organización Mundial de la Salud nos ubica como el segundo país con el mayor grado de sobrepeso en todo el mundo, sólo por debajo de Estados Unidos y de no hacer los cambios necesarios, no dudemos que pronto estaremos ostentando un peligroso y nada honorable primer lugar.

Son muchos los factores que han desencadenado este progresivo avance de la obesidad en nuestro país: la carencia de un programa sobre cultura nutricional en las escuelas; la falta de información entre los padres de familia para asegurar a sus hijos una dieta saludable y balanceada; y la influencia de la comida chatarra y rápida en nuestro país, dijo.

“De acuerdo con la Encuesta Nacional de Salud de 2006, la obesidad en niños que cursan primaria se ha elevado en 33 por ciento en los últimos siete años; en la actualidad se estima que cerca del 26 por ciento de la población infantil de 5 a 11 años padece sobrepeso u obesidad”.

-- ooOoo --

 
difusión
comunicación
 
Senado | Auditoría Superior de la Federación | Canal del Congreso | Legales| Contáctenos